Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. ¿ Estas de acerdo en continuar ?

902 033 733
Área Privada

Canal Estrategia

Control Interno, importancia en la prevención de fraudes

0 comentarios
martes, 25 de octubre de 2016
Control Interno, importancia en la prevención de fraudes

Existen organizaciones de todos los tamaños y tipos: internacionales, locales, familiares, sociedades anónimas, de responsabilidad limitada, gubernamentales, etc. El común denominador es que no hay ningún accionista o administrador de cualquier organización que quisiera ser víctima de un fraude, de ningún tipo y de ninguna dimensión.

 

Sin embargo, encuestas recientes muestran  que 8 de cada 10 empresas han sufrido un fraude en el último año, y que 61% de los fraudes se detectaron mediante controles internos, pero sólo 12% de los encuestados, a pesar de haber sufrido un fraude, tomaron medidas preventivas.

 

Todas las compañías son susceptibles de padecer algún tipo de fraude, ya que cuando hay colusión e intención, es difícil detectarlo y frenarlo. A pesar de esto, se ha visto que este riesgo se mitiga sustancialmente cuando las empresas cuentan con un programa integral que permita combinar mecanismos de cambio cultural con controles internos en los procesos de negocio.

 

Las preguntas obligadas son: ¿qué controles internos hay que mejorar o implementar? ¿Cuáles son los controles que previenen el fraude? Los objetivos principales de un programa integral de administración de riesgos de fraude son: prevenir, detectar y dar respuesta a los fraudes y conductas impropias en la empresa.

 

Un adecuado sistema de administración de riesgos debe partir de una estructura sólida de gobierno corporativo. Todos en la organización desempeñan un papel importante en el proceso de supervisión y monitoreo, tanto el Consejo de Administración como el Comité de Auditoría, la gerencia y los auditores internos.

 

Hoy en día, diseñar y establecer controles internos es de suma importancia. Es decir, los accionistas, el consejo de administración, los comités y directivos de las entidades, deben estar pendientes de que existan políticas y procedimientos adecuados y suficientes con respecto a los riesgos de fraude, así como dar seguimiento a una vigilancia permanente mediante reportes que se emitan de las diferentes áreas de las entidades.

 

La empresa debe analizar los riesgos propios de su actividad, mantener unos mecanismos específicos de control interno que aseguren la medición continuada de los mismos, establecer sistemas de información que garanticen la transparencia y proporcionen seguridad. El tener un control interno sobre su compañía no sólo le ayudará a reducir gastos innecesarios, sino que obtendrá resultados en un tiempo corto, pero sobretodo, podrá identificar riesgos y actuar sobre ellos, acciones que le darán una ventaja sobre sus competidores.

Tu opinión nos interesa

Nombre:  *
Email:  * (No será publicado)
Comentario:  *

No hay ningún comentario, sé el primero en comentar!