Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. ¿ Estas de acerdo en continuar ?

902 033 733
Área Privada

Canal Estrategia

Pagos por Internet más seguros y baratos

0 comentarios
viernes, 26 de julio de 2013
Pagos por Internet más seguros y baratos

Desde Europa nos llegan nuevas normas sobre los servicios de pago, con la finalidad de beneficiar tanto a consumidores como a minoristas con un entorno de pago competitivo, seguro e innovador.


Se trata de una revisión de la Directiva de Servicios de Pago (DSP2) que introduce una serie de novedades y mejoras en el fragmentado mercado de pagos de la UE, teniendo en cuenta que su coste representa más del 1% del PIB europeo, una cifra que supone 130.000 millones de euros al año.


Además, nos movemos en un contexto en el que casi la totalidad de los titulares de una cuenta bancaria en la UE posee una tarjeta de pago de débito y el 40% también es titular de una tarjeta de crédito. El 34 % de los ciudadanos de la UE ya realiza compras por Internet y más del 50% tiene un smartphone, lo que les permite pagar por telefonía móvil.


Con estas premisas, Bruselas plantea una propuesta que, entre sus puntos más destacados busca facilitar y hacer más seguro el uso de servicios de pago de bajo coste por Internet a través de la inclusión en su ámbito de aplicación de nuevos servicios de iniciación del pago.


Son servicios que operan entre el comerciante y el banco del comprador permitiendo pagos electrónicos baratos y eficaces sin recurrir al uso de una tarjeta de crédito. Estos proveedores de servicios estarán sujetos a niveles de regulación y supervisión igual de rigurosos que las demás entidades de pago. Al mismo tiempo, los bancos y los demás proveedores de servicios de pago deberán intensificar la seguridad de las transacciones en línea mediante una estricta autenticación de los clientes en los pagos.


Además, los consumidores estarán mejor protegidos contra el fraude, los posibles abusos y los incidentes de pago. En los casos de operaciones de pago con tarjetas no autorizadas, las pérdidas para los consumidores serían muy limitadas, hasta un máximo de 50 euros frente a los 150 actuales.

Tu opinión nos interesa

Nombre:  *
Email:  * (No será publicado)
Comentario:  *

No hay ningún comentario, sé el primero en comentar!